diumenge, 7 de març de 2010

La declaración de amor más tierna del mundo

Llevan 22630 días juntos, y ayer él, muy cerca de mi, me decía: "No te puedes hacer una idea de lo que vale esta mujer, ni de cuánto la quiero. Ella vale mucho."
Ella, curiosa como siempre, me preguntaba: ¿Qué te está diciendo?
Y él la miró, y hablando lo más fuerte que su debilidad le permitía, le dijo: "¡Que te quiero mucho! ¡Te quiero desde el primer día que te vi!"
Y ella se echó a reir, contagiándole esa risa que él hacía tiempo que no mostraba aunque tantas veces le había contagiado.
Se cogieron de las manos, pero él ya no recordaba cómo la había conocido.