dijous, 23 de juny de 2011

Pre-parados, atracados y triturados

Que a Botín le salga la declaración de la renta a devolver y a mí me toque pagar una pasta, es incomprensible. Con este sistema, ¿no es natural que seamos anti-sistema?
Me obligan a hacerme autónoma, siempre suena el teléfono el día que decido darme de baja y acabo dándole otra oportunidad a esta m. de profesión que tengo (suena muy bonita, pero yo llevo demasiado sin encontrarle el gusto...). Hoy no he dado ni un segundo para que sonase ese maldito móvil: mi baja de autónomos es ya efectiva. He pagado casi más de lo que he ganado... Ahora quien quiera contar conmigo que me contrate en condiciones, y si no... ¡cambio de tercio!

1 comentari:

El senyor del parquet dolç ha dit...

Sniff, sniff...