dilluns, 23 de març de 2009

Mal comienzo...

Hoy era el lunes definitivo y se ha quedado en un lunes eterno. Ese lunes de siempre. De los de "de este lunes no pasa", "este lunes empiezo". Hoy era el lunes que empezaba a organizar mi vida, a fijarme unos horarios de trabajo, descanso, ocio y dieta equilibrada; y por supuesto a cumplirlos. Empezaba a descaotizar mis días y a dar muy en firme esos pasos que me faltan para poder volar.
Pues me he dormido. Y no ha sido cuestión de diez minutos, no... Mi despertador estaba programado a las 8:45 y he abierto los ojos a las 11:53. La mañana la doy prácticamente por perdida. Espero aprovechar la tarde.