dimarts, 8 de setembre de 2009

Mapa de los sonidos de Tokyo

No soy precisamente una entusiasta de la cultura japonesa, tan de moda hoy en día. Sin embargo tenía muchas ganas de ver esta película. Y puedo decir que me ha encantado.

Es original el cartel (¡lo quiero para colgarlo en mi habitación!), es original la banda sonora, aunque se puede decir que todos los sonidos y silencios de la cinta son música; es original el guión y es original la ambientación. Esta última almenos para mi, que no veo cine japonés. Preciosos los detalles de cultura japonesa que se muestran durante toda la película.

¿Quién dijo que el cine español era basura?